Portazos de frustración

Lucraron electoralmente con el caso Ayotzinapa hasta que se cansaron, prometieron justicia, prometieron escuchar, y al llegar al poder, ni una ni otra, después de años dándoles largas e incluso cuestionarles “sus intenciones” por querer poner en jaque al gobierno ante la inacción del mismo en el caso, el movimiento de Ayotzinapa no puede más.

Increíble que hace años la Secretaria de Gobernación Luisa María Alcalde marchaba con mantas pidiendo justicia en el caso y hoy cuestiona a los que la exigen. Inaudito.

Su desesperación y frustración ha terminado por tirar las puertas de Palacio Nacional, en medio de la mañanera, la cosa no pasó a más pero la acción lo dice todo, a este gobierno aún le falta tiempo para seguir coleccionando decepcionados, ya tiraron puertas, también ¿tirarán su voto?

Send this to a friend